SER PADRES SIN CASTIGAR - Capitulo 6

Good Life Network, Thatcher,AZ norm@bmi.net
"Crecer y Aprender dentro de una Disciplina Democrática"
Una publicación gratuita de Norm Lee (c) 2002


CAPITULO 6 Julio, 2000.


LA DISCIPLINA DE CRIAR NIÑOS.

Ha llegado el momento en la evolución de la crianza de los niños de introducir una Nueva Disciplina, una que tome en cuenta la nueva comprensión y los descubrimientos acumulados durante la generación pasada. Debe ser una disciplina que llene las necesidades de los niños y enfrente el reto del creciente problema de la alienación, que se ha manifestado a traves de la violencia sin sentido en nuestros hogares, calles y escuelas.

El concepto de "disciplina" tiene usos más amplios y flexibles que lo que comunmente se supone. Para muchos significa simplemente "castigar", con la ostensible intención de entrenar, corregir y controlar. Dentro del contexto de la Disciplina de la Crianza de los Niños, se reconoce que no puede haber una disciplina significativa para los niños en el sentido más amplio sin que los padres la aprendan y practiquen ellos mismos.

La Disciplina de la Crianza de los Niños es otro campo de estudio y de auto-transformación, junto con otras disciplinas de las artes y ciencias tales como el periodismo, actuación musical, la ciencia del cuidado de los dientes, el ballet y la medicina. Todos estos son aprendizajes especiales, diseñados para forjar los cambios requeridos para lograr que un individuo sea apto para responsabilidades especiales.

En la época de George Washington, el conocimiento médico no había avanzado más allá de las sangrías, que eran entonces un tratamiento tradicional y perfectamente aceptable de las enfermedades. En nuestra época, se ha visto que la forma anticuada y autoritaria del premio y castigo como método para criar a los niños, no sólo no es efectiva para ayudar al niño a lograr la felicidad y el éxito en la vida, sino que se ha comprobado claramente a traves de investigaciones, que el tratamiento tradicional causa un daño incalculable en el niño, al igual que a la sociedad.


Una Nueva Visión.

Está además el aspecto moral: La formación y el condicionamiento del niño está motivada por otras razones que no tienen que ver con el niño. El proclamar que es "por el bien del niño", no cambia el hecho de que las metas no son la elección del niño. Filósofos como Kant han sostenido que es inmoral el tratar a otro ser humano como medio para alcanzar un fin, sin importar que tan "bueno" pudiera parecer ese fin. Cada individuo tiene el derecho natural de crecer dirigiéndose a sí mismo y desarrollar una maestría sobre su propia vida.

La disciplina de la Crianza de los Niños, requiere que los padres, maestros y aquellos que cuidan a los niños adopten una serie de conceptos concernientes a (A) La naturaleza de los niños y (B) el papel de aquellos que tienen responsabilidad sobre ellos. Se necesita enfatizar un cambio de los esfuerzos de los padres para hacer que los niños se adapten a modelos preconcebidos acerca de "los NIños buenos", hacia un cambio en el que los adultos se transformen a sí mismos para ser seres humanos más comprensivos, abiertos y compasivos, que sean dignos de poder asociarse con y tener la responsabilidad de cuidar de los más jóvenes.

Esto quiere decir que es necesario que aquellos que cuidan de los niños desarrollen la maduréz de actuar como modelos de ejemplo a seguir apropiados para aquellos niños. Todos sabemos que los niños aprenden las majores y más importantes cosas observando a buenos modelos y que las peores cosas las aprenden por medio de métodos de alabanza y castigo y hay una cierta disciplina que caracteriza a los mejores modelos de ejemplo.


Disciplina sin Castigar: Principios Básicos.

1. Hay una confianza fundamental en la naturaleza buena del niño. El considerar que el niño "nace en pecado", como un pecador innato, lleva consciente ó inconscientemente a la noción de que el ó ella están "llenos del diablo" y que por lo tanto merecen castigo. Contrariamente a ésto, la verdadera naturaleza del niño es buena, amorosa y afectiva, así como alegremente responsiva a un tratamiento gentil y cuidadoso. Cualquier idea acerca del "pecado" dentro del niño, es una proyección de-y causada por-el espectador. El niño es inocente y nace con una bondad y amor naturales y necesita protección, cuidado y nutrición.

2. El hogar está centrado en el niño, en vez de en los padres ó en una autoridad. Esto significa que el hogar existe principalmente para satisfacer las necesidades del niño. Los padres por definición, ya se han tomado la molestia de ver que sus propias necesidades hayan sido satisfechas lo suficiente como para poder liberarlos para enfocarse en las necesidades del niño. Los padres maduros y responsables, ciertamente ponen las necesidades de los niños antes que las suyas.

3. El papel de los padres es el de proveedor y protector- y NO el de un controlador, ó maestro, ó formador, ó del que los "prepara para la vida." La vida es ahora, no el futuro ó ó en la adultez. Esta responsabilidad incluye el asegurarse de que el hogar sea seguro y libre de peligro, amenazas y miedo. Significa el hacer un lugar seguro para que los niños puedan explorar y jugar y aprender acerca de ellos mismos, sus hermanos, sus padres y el mundo. El aspecto de la protección incluye el protegerlos contra las muchas clases de explotación por parte de aquellos que buscan utilizar al niño para sus propios propósitos, ya sean éstos emocionales, políticos, criminales, gubernamentales, religiosos, comerciales, de los medios, ó de bien intencionados vecinos y parientes.

4. Sólo se enseña por medio del ejemplo, a menos de que el niño lo pida específicamente. El inculcar valores, actitudes y carácter, se hace en todo caso a través del ejemplo, ya que el sermonear diciendo: "haz lo que digo, en vez de lo que hago", le enseña tan sólo hipocresía. Los padres conscientes de su papel vital como ejemplo de modelo de carácter para los niños, necesitan examinarse a sí mismos para aprender a crecer como personas auto-actualizadas: física, mental, social, emocional, cultural y espiritualmente. En esta Nueva Disciplina, los padres necesitan procurar no tanto HACER, como SER.

5. Se reconoce al niño como el experto acerca de qué y quién es un niño y de lo que es la infancia. Los demás necesitan tan sólo observar y permanecer abiertos a entender qué es un niño y porqué, en vez de tratar de forzarlo a adaptarse a un molde. Esto requiere una confianza básica en la bondad innerente del niño, en que el niño es el maestro del cual tenemos que aprender.

Quizas aprendamos con el tiempo que el niño está bendecido con una cierta clase de sabiduría muy propia, que cuando es reconocida por padres sensibles, maduros y compasivos, es respetada, atesorada y preservada.

6. El niño ya viene equipado con tendencia al aprendizaje autodirigido- con un fiero anhelo de entender el mundo y todo lo que hay en él- pero en sus propios términos y a su propio paso. Por lo tanto "los juegos de niños", son el trabajo serio del niño, que debe ser respetado debido a la importancia crucial que implican en esa auto-educación. La necesidad escencial es el proveer un lugar seguro para llevar a cabo esa auto-exploración, el descubrir y experimentar, libres del miedo a ser reprendidos, rechazados, amenazados con castigos ó con el riesgo de ser lastimados. Los padres siguen así la guía del niño en su búsqueda por el auto-aprendizaje, evitando el dirigir ó controlar, sino más bien ayudar y facilitar cuando se les pida y reconocer el nuevo conocimiento.

7. Se reconoce el daño producido por todas las formas de castigo y se le prohibe absolutamente. Una vez que se renuncia sinceramente al castigo, ya no hay más impulso de castigar, de la misma manera que no hay un impulso de inyectarle heroína, ó forzarlo a beber bebida para despejar cañerías.

El curarse del pensamiento del hábito de castigar, no requiere de paciencia, como comunmente se piensa. Los beneficios de ser padres sin castigar son tan inmediatamente evidentes y el sorprendente aumento en la autoestima es de tanta ayuda, que los padres se preguntan a sí mismos, cómo es que alguna vez se les ocurrió castigar en primer lugar.

8. Se protege la autosetima del niño tan cuidadosamente como su bienestar físico. El respeto por este individuo en desarrollo, así como su auto-identidad tan única, es lo principal. No hay humillaciones, ni tratos de "mala niña" ó "mal niño", así como tampoco alabanzas ni juicios del tipo de "buena niña" y "buen niño".

Con esta actitud, las recompensas se desechan junto con los castigos, pues lo que se necesita es descartar para siempre el sistema de control a base de alabanzas y castigos, así como todos los métodos condicionadores, explotadores y sofocantes de crianza.

Las alabanzas y humillaciones son igualmente dañinas para la auto-estima, ya que ambas ponen al que alaba o castiga en una posición de poder, de juzgar. Todo el que alaba puede también condenar en la siguiente frase y ambos debilitan la manera en que el niño se ve a sí mismo. El niño lo siente, pero raramente puede expresarlo.

9. El niño es un espejo que refleja tanto las cualidades atractivas como las negativas del espectador. Nosotros tendemos a ver inconscientemente en el niño aquello que odiamos en nosotros mismos. El mentiroso se enfurece cuando su niño ó niña dice una mentira y el que roba en una tienda se escandaliza cuando su niño toma lo que no es suyo. El estar consciente de ésto, significa dejar el castigo al darse cuenta de lo injusto que es el hacer sufrir al niño a causa de nuestros propios defectos de carácrter. El lado opuesto es el sentir la alegría de ver el amor y el afecto reflejados en el niño y por lo tanto decidir el trabajr en nuestro auto-mejoramiento.

10. La estructura política de la familia es la democrática. Desafortunadamente, este rechazo a las formas autocráticas y dictatoriales, nunca se ve en las series de TV ó en los cuentos para niños, e incluso raramente en la literatura para padres. La familia en prácticamente todas las familias norteamericanas, (al igual que en la TV), está organizada al rededor de la autoridad de los padres, dejando al niño sólo para luchar por sus derechos, respeto y su auto-dirección.

Si se quiere que el niño crezca en responsabilidad y disciplina, es necesario que él ó ella disfruten de los derechos de ser miembros completos de la organización familiar. Si se le niega ésto, hay un sentimiento de falta de poder que lleva al conflicto en la lucha por el poder. Lo dicho por Jefferson debe ser tomado seriamente: Todas las personas fueron creadas iguales, con derechos que deben ser respectados, aunque difieran en sus responsabilidades y roles.

Debido a que le democracia familiar es el cuerpo central, no hay mandos, ni se dan órdenes, ni se tiene que luchar por recibir premios ni castigos por parte del jefe. En la Disciplina Democrática, los agravios son escuchados en las juntas familiares, los derechos son protegidos, las disputas resueltas y las recomendaciones y sugerencias se hacen generalmente por consenso. NO podemos esperar que se mantenga la libertad política en personas que nunca la han experimentado.


Disciplina Democrática en acción.

´¿Cómo se lleva a la práctica este acercamiento democrático en una familia con niños pequeños? Tomando en cuenta el marco de trabajo de los diez principios anteriores, la dirección de la familia se centra en las Juntas Familiares semanales, cuya función principal y más obvia es impulsar y nutrir la comunicación y la comprensión de los asuntos que afectan a los miembros de la familia, así como las relaciones e interacciones entre ellos. Aquí es donde radica el poder de decisión de la familia y en donde se resuelven los problemas y asuntos.


La Junta Familiar.

Las funciones de las juntas son varias, entre las que están las siguientes:

1. Brindar un momento seguro y regularmente establecido en el que los miembros se reunen para comunicar, expresar sus quejas y arreglar sus diferencias.

2. Reforzar los lazos entre los miembros y como unidad familiar.

3. Afirmar y legitimizar el estatus de membrecía del que preside la reunión.

4. Dar a cada miembro la práctica de llevar y supervisar una reunión.

5. Apoyar la autoconfianza y la autoestima de cada miembro en turno.

6. Propiciar el respeto por el proceso democrático y legitimar la auténtica autoridad.

7. Brindar una visión desde la perspectiva de la autoridad, en oposición a la del controlado.

8. Garantizar el derecho a expresar sus puntos de vista, sin temor al ridículo, la represión ó el castigo.

9. Darle poder a cada miembro como individuo con derechos defendibles, con dignidad y con respeto ante sus propios ojos y los de sus compañeros.

10. Crear y reforzar una regla cuando es absolutamente necesario el controlar un comportamiento peligroso ó intolerable.


Reunión Especial.

Cuando surge una ocasión inevitable, es necesaria una decisión durante la semana, entre las juntas, se realiza una Reunión Especial, que brinda el medio para arreglar las cosas, ó por lo menos llegar a un arreglo para suspender las decisiones hasta el momento de la junta.

Cualquier miembro puede pedir una Reunión Especial en cualquier momento, en el cual todos los miembros de la familia presentes, están obligados a dejar todo lo que estén haciendo y apoyar el proceso, que consiste generalmente en apoyas los derechos del miembro agraviado.

Esta reunión necesita ser muy breve y una medida temporal que mantiene la paz que brinda un control democrático en dónde de lo contrario se podría dar un rompimiento del orden doméstico.


El punto de la Salud y la Seguridad.

Hay una excepción a la regla democrática que tiene que ver con cuestiones relacionadas con la salud ó la seguridad. Aquí es en dónde lo que dicen los padres se sostiene sin ser cuestionado. Esto se pone en claro en la Reunión Familiar inicial. (En la experiencia diaria, ésto nunca fué cuestionado sino de hecho bienvenido por la seguridad que brinda.)

La regla general es ésta: Cualquier comportamiento es aceptable siempre y cuando no lastime a nadie- incluyendo a uno mismo. En la práctica, aunque los puntos de salud y seguridad brindan un control dictatorial en asuntos tales como la hora de ir a la cama, pueden ser decididos a través del proceso democrático de las juntas familiares. Los horarios de comidas y del baño, no necesitan ser problema si son rutinas disfrutables al lado de mamá ó papá.

La libertad absoluta no es bienvenida para el niño, pues es demasiada responsabilidad para un niño. Los extremos de libertad constituyen una licencia que siginifica abandono criminal.


Más Características de la Disciplina Democrática.

A los niños que se desarrollan en esta clase de disciplina, nunca se les provoca intencionalmente el sentir miedo. Como nunca han sido golpeados ó sacudidos, jaloneados ó mandados al rincón ó a su recámara para "que piensen acerca de ello", ó que se les obligue a pasar un "tiempo fuera", no viven bajo amenaza.

Similarmente no se habla de monstruos, del coco, los fantasmas ó de la amenza de que viene la policía para llevárselos a la cárcel, ó a un fiero infierno. Los modales y reglas de etiqueta no se enseñan directamente sino a través del ejemplo. NO hay una enseñanza directa de comportamientos tales como: "diles adios" ó que se les indique como comportarse. Se espera de ellos que sean ellos mismos, que se comporaten como lo sienten verdaderamente. Los padres tambien gritan cuando alguien les pisa el pie, porque no existe ninguna de esas preocupaciones acerca de que los niños se pudieran traumar por escuchar el grito de dolor de alguien.

No se protege a los niños de la Realidad, sino que se les enseña a lidiar con ella de una manera responsable y a confiar en observar y participar en este mundo en el que les tocó nacer, benigno, más no por ello de una manera evasiva.

(A Henry y a Russell nunca se les dijo que dijearn "gracias" y "por favor" y "disculpe". Sin embargo la gente siempre comentaba acerca de lo corteses que eran y hoy en día siguen siendo personas muy consideradas con los demás. Uno se pregunta si serían tan caballerosos si se les hubiera enseñado a ser educados.)


¿Quién esta a cargo?

El énfasis de la Disciplina Democrática no está en la lucha por dominar, tan común en las familias. La actitud mental de los padres es: ¿Cuáles son las necesidades de cada niño que no están siendo satisfechas y cómo podemos hacerlo? Ningún niño se comporta mal cuando sus necesidades están siendo satisfechas.

Repetición: Los malos comportamientos son el resultado de no tener las necesidades satisfechas.

Lo mejor es entender las necesidades del niño y ver que se satisfagan- antes de que se de un mal comportamiento. Cuando un niño está enojado ó quejumbroso, ó desafiante, ó miles de otros comportamientos negativos, simplemente significa que están tratando de satisfacer sus necesidades. Ellos son niños.

La mayor parte de los problemas son causados por los mismos padres, por darles demasiada azúcar por ejemplo, ó llegar tarde para su siesta. El dar órdenes y exigir obediencia es la manera más segura de provocar desafíos y rebeliones. Si un niño es respetado, incluido en la toma de decisiones de la familia, y en el proceso de crear reglas, lo más probable es que no se conviertan en adversarios, en una lucha por el poder.

Lo ideal es que el niño nunca sea castigado por ninguna razón. Esto es lo que los padres pueden buscar y puede lograrse tan rapidamente que se sorprenderán de su poder parental. Los escépticos deberían saber que este ideal ya ha sido probado y demostrado en el "mundo real" y que puede ser logrado por cualquiera, que comprenda lo suficiente y que tenga unas cuantas habilidades y un cierto cambio en actitudes con respecto al trabajo adecuado de niños y padres. Todo padre puede empezar hoy mismo a dar los pasos que lleven a ese ideal.

----------------------------------------------

Narración Contínua: Basketball de Comedor.

Todo empezó con una canasta de basketball que se puso en la época de navidad. El clima afuera era frío y con nieve, mientras que adentro en el grarage y los graneros hacía demasiado frío para poder jugar. Así que ponderamos los hechos todos juntos: El "comedor" de la vieja granja (que es en realidad el antiguo cuarto del frente) era el más grande de la casa y tenía un techo de diez pies de altura: perfecto para una cancha de basketball. De cualquier manera, siempre comíamos en la cocina y ¿quien tiene invitados ahora? La primavera pasaría pronto, al igual que el tiempo en que se puede disfrutar a los niños pequeños. El casero no tenía objeción, así que se puso en marcha.

Mientras tanto el catalizador: Los Globetrotters de Harlem vienieron al pueblo. Su sorprendente actuación todavía vive en nuestros recuerdos, tres décadas más tarde. Henry y Russell no podían creer lo que veían y la magia creada por los Trotters, así como sus payasadas con los árbitros tan serios y autoritarios, que les hacían reir hasta que yo temí que se atragantarían.

De regreso a casa pusimos la canasta arriba de la puerta cerrada, teniendo cuidado de no maltratar la bella viga de roble. Quitamos las persianas verdes y las instalamos adentro del sótano en dónde apuntalamos el piso con vigas para tener una cancha más segura contra goteos.

Así que durante el otoño se trató de "hacer un pase al estilo de Roger Staubach" y en el invierno escuchamos gritos para que Wilt el zanco hiciera un tiro.

Nadie habló acerca de la disciplina que se exigían los Trotters a sí mismos para lograr esas perfectas habilidades. No eran necesarias tales lecciones, pues los niños simplemente entendían al jugar basketball. No se les mandó a la YMCA para que se instruyeran, convirtiendo el juego en trabajo. Sin embargo adquirieron la experiencia acerca del comportamiento disciplinado- sin el dolor.

Ser Padres sin Castigar es una publicación libre: www.nopunish.net

Capitulo 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15


Return to Parenting Without Punishing Table of Contents at www.nopunish.net